El acné es considerado un trastorno muy común en la piel de adolescentes. Este se produce cuando la grasa que normalmente lubrica la piel, se concentra en cantidades superiores a la necesaria, lo que se manifiesta en forma de granos. Cuando este es grave, pueden quedar secuelas en la piel.

El acné es muy común en la adolescencia, pero puede persistir durante la adultez y agravarse a causa de condiciones climáticas. Este suele aparecer en la zona T del rostro (que abarca la frente, nariz y barbilla). Esto ocurre porque las glándulas productoras de sebo se encuentran allí. Pero también pueden manifestarse en el cuello, espalda, pecho y hombros.

Cuidados que hay que tener en cuenta

Maquillaje

Ya que el acné aparece por la obstruccion de los poros, toda persona que lo padezca debe evitar aplicarse sobre su piel sustancias que puedan bloquearlo aun mas. Es decir, es recomendable que no emplee maquillaje.

En general, toda persona debe usar moderadamente los artículos de belleza y evitar el uso de cosméticos que contengan aceites o grasas en su composición (como aceite mineral, lanolina, vaselina y colorantes artificiales). Es importante, ademas, cambiar periódicamente las esponjas y brochas cosméticas, así como desmaquillar el rostro por la noche.

La higiene y el lavado

En general, las personas con acné deben usar jabones suaves y neutros para evitar la irritación. Se recomienda un lavado profundo dos veces por día, con agua tibia y haciendo movimientos circulares sin frotar demasiado la piel. De la misma manera, debe lavar y mantener limpios los objetos que constantemente rozan con el rostro (fundas de almohadas, lentes, teléfonos, bufandas, vinchas, cintas para el cabello y gorros).

Es muy importante también evitar tocarse la cara excesivamente para no dispersar las bacterias, sobre todo si las manos no están limpias. Asimismo, mantenga el cabello limpio y amarrado, de esta manera, evitara el contacto con el rostro. Tenga en cuenta que, en general, cualquier roce con la piel que sufre de acné puede inflamarla.

Remedios caseros para eliminar el acné

  • Miel y canela: Prepare una pasta con 3 cucharaditas de miel y 2 de canela. Aplicar durante la noche y retirar por la mañana.
  • Agua de lechuga: Triturar algunas hojas de lechuga en agua tibia y deje reposar. Cuele el agua y use para lavar el rostro por las noches.
  • Te y albahaca: Hierva 2 o 3 bolsitas de te con algunas hojas de albahaca. Cuando este tibia, aplique el agua dando toques sobre el rostro con la ayuda de un poco de algodón.
  • Leche y limón: Aplique medio vaso de leche hervida fría con jugo de limón sobre el rostro. Con ello mejorara la piel agrietada y disminuirá la aparición de espinillas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here