Dieta para la Anemia

71

La anemia se presenta cuando hay una disminución importante en la producción de hemoglobina, si padeces de anemia, nada mejor que tratar esta enfermedad de forma natural, por medio de una dieta que contenga alimentos que te ayuden a combatir la disminución de glóbulos rojos en la sangre.

Existen valores de referencia, Hombres adultos: 4.6 a 6.2 millones/mm3 y Mujeres adultas: 4.2 a 5.4 millones/mm3. Esta disminución de glóbulos rojos se debe a dos causas, Falta de hierro y Falta de ácido fólico. Dentro de los tratamientos dietéticos, puedes tener en cuenta, la selección de alimentos ricos en hierro y ácido fólico, los cuales encontrarás a continuación:

  • Leche:Depende del lugar de residencia, puedes encontrar leches y lácteos adicionados con hierro. Los lácteos en general son muy buena fuente de ácido fólico.
  • Huevo: Consumir su yema, la cual esta provista de hierro.
  • Carne: Las carnes sobre todo las rojas son una buena fuente de hierro por excelencia, así como también sus derivados, tales como l morcilla, el hígado.
  • Vegetales: Espinaca, acelga, brócoli, coles en general, alcachofa, lechuga y todos los vegetales de hojas verdes.
  • Frutos secos: Almendras, nueces, pistachos, avellanas, etc.
  • Cereales: Enteros en general, arroz integral, avena, etc.
  • Legumbres: Aquí destacan las lentejas que son muy ricas en hierro.

Recomendaciones que hay que tener en cuenta en casos e Anemia

  • No tomar infusiones como el te o el café inmediatamente después de las comidas. Ya que los taninos de las infusiones inhiben la absorción de hierro.
  • Tomar un vaso de jugo de naranja, toronja, mandarina o limón inmediatamente después de las comidas, ya que su alto contenido de vitamina C ayuda y favorece la absorción de hierro, sobre todo el hierro de origen vegetal.
  • Consume alimentos ricos en hierro y ácido fólico en cada comida.
  • Siempre buscar ayuda profesional ante cualquier duda.

Consejos prácticos en la Dieta Contra la Anemia

  • Consumir en un mismo plato carne o pescado con un alimento vegetal rico en hierro.
  • Añadir perejil y limón exprimido a los aliños de las verduras, las carnes y los pescados.
  • Consumir en el postre frutas frescas y cítricas (naranja, mandarina, kiwi, fresa ) o zumo de cítricos recién exprimidos.
  • Reducir la ingesta de té, café, vino y vinagre.
  • No abusar del consumo de pan integral, salvado y cereales integrales. Limitar el uso de suplementos de fibra.
  • Realizar una dieta variada en la que no falte cualquier tipo de carne ( especialmente ternera y cordero ), almejas, mejillones, legumbres, frutos secos y verduras de hojas verdes.
  • Separar el aporte de lácteos ( leche, yogurt, queso ) de las comidas principales ricas en hierro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here